Pandemia Sensibilidad Química Múltiple

Pandemia SQM enfermedad crónica

EVITEMOS LA PANDEMIA DE nuevos enfermos con SENSIBILIDAD QUÍMICA MÚLTIPLE

EL PELIGRO DE LOS TÓXICOS QUE SE ESTÁN USANDO PARA LA LIMPIEZA Y DESINFECCIÓN Y EL SOBREUSO DE DESINFECTANTES DE MANOS DEBIDO AL CORONAVIRUS.

POR FAVOR, USEN LOS PRODUCTOS CON PRECAUCIÓN O USEN ALTERNATIVAS MENOS TÓXICAS.

El mejor desinfectante del coronavirus: El jabón

LAVADO DE MANOS

Gracias a la higiene de manos, del doctor Semmelweis, en 1846 implantó un sistema de lavado de manos en el Hospital General de Viena para prevenir la infección cruzada favorecieron a un descenso de la mortalidad.

Años más tarde, la enfermera británica Florence Nightingale fue la gran pionera en la higiene médica obligatoria.

JABÓN

JABÓN

Mata a muchos tipos de bacterias y virus, incluyendo al nuevo coronavirus o Covid-19.

El lavado con agua y jabón es la mejor barrera para reducir la tasa de pandemia y un gran desinfectante menos lesivo.

El desinfectante a base de alcohol deben usarse con cautela,mata la barrera natural de nuestra piel y puede provocar graves alergias dermatológicas y otros problemas de salud si nos pasamos, no es inocuo, sólo debería usarse como último recurso si no disponemos de agua y el jabón. 

El uso de guantes puede ser peligroso en personas que no están habituadas a usarlos normalmente.

Los desinfectantes Hidroalcohólicos

Los desinfectantes para manos no son tan confiables como el jabón.

Los desinfectantes con al menos el 60% de etanol actúan contra bacterias y virus pero no pueden remover fácilmente los microorganismos de la piel.

A largo plazo es un producto químico con alto poder corrosivo y sensibilizante, que a los que tenemos SQM nos provoca brotes horribles y tenemos que huir de él.

"Rociar con desinfectante en aerosol para combatir el COVID-19 no elimina el coronavirus y es perjudicial para la salud"

La pulverización o fumigación de espacios al aire libre, como calles o mercados, NO se recomienda para matar el virus COVID-19 u otros agentes patógenos porque el desinfectante es inactivado por la suciedad y los escombros y no es posible limpiar y eliminar manualmente toda la materia orgánica.

Además, rociar superficies porosas, como aceras y pasillos sin pavimentar, sería aún menos efectivo.

Incluso en ausencia de materia orgánica, la pulverización química es poco probable que posibilite la limpieza y desinfección de superficies ambientales en el contexto del COVID-19.

Además, las calles y aceras no se consideran reservorios de infección para COVID-19.

Rociar desinfectantes, incluso en exteriores, puede ser perjudicial para la salud humana.

No se recomienda rociar a las personas con desinfectantes (como en un túnel, gabinete o cámara) bajo ninguna circunstancia.

Esto podría ser física y psicológicamente perjudicial y no reduciría la capacidad de una persona infectada de propagar el virus a través de gotas o contacto.

Además, rociar a las personas con cloro y otras sustancias químicas tóxicas podría provocar irritación en los ojos y la piel, broncoespasmo debido a la inhalación y efectos gastrointestinales como náuseas y vómitos.

Evitemos la pandemia SQM
Se estima alrededor de un 20% de incidencia total de Sensibilidad Química Múltiple en los países industrializados.

Esto es debido al incremento de la exposición cotidiana y ambiental a múltiples productos químicos, sobre todo a los derivados de los combustibles orgánicos (petróleo, gasolina y otros hidrocarburos), a compuestos clorados, (disolventes) y también fosforados (insecticidas).

Este Síndrome deriva del mundo industrializado como son:

La gran mayoría de estos productos químicos industriales son agentes químicos sensibilizantes.

La sobreexposición ambiental a radiaciones eléctricas, campos magnéticos y de radiofrecuencia procedentes de teléfonos, radios, ordenadores, líneas de alta tensión o antenas de telefonía móvil.

Enfermos de SQM ante Las Desinfecciones estamos DESPROTEGIDOS

productos químicos

Los enfermos de Sensibilidad Química Múltiple (S.Q.M.) somos especialmente vulnerables ante estas desinfecciones masivas ya que empeoran aún más los síntomas de nuestra enfermedad, se están haciendo sin tener en cuenta otros productos menos lesivos para la naturaleza y para las personas.

No podemos evitar el riesgo de que los compuestos volátiles entren en nuestras viviendas.

SOMOS VULNERABLES Y ESTAMOS DESPROTEGIDOS Y EXPUESTOS A ESTOS QUÍMICOS TÓXICOS.

Como si no fuera poco.

NO PODEMOS ACCEDER A LAS MASCARILLAS QUE PARA NOSOTROS ES NUESTRO MEDICAMENTO PAUTADO PARA EVITAR BROTES.

Somos pacientes vulnerables al tener las defensas bajas frente al coronavirus y en esta situación estamos desprotegidos y peligrosamente expuestos al contagio.

AL SALIR A LA CALLE, no sabemos qué zonas están libres de tóxicos, no podemos acceder con normalidad a nuestras mascarillas y todo esto nos resta salud y energía.

CUIDADO CON EL MILAGRO DEL OZONO

El Ministerio de Sanidad advierte que el Ozono al igual que otros biocidas:

No se puede aplicar en presencia de personas.

• Los aplicadores deben contar con los equipos de protección adecuados.

• Al ser una sustancia química peligrosa, puede producir efectos adversos.

La ECHA (Agencia Europea de Sustancias y Mezclas Químicas) clasifica el Ozono como sustancia peligrosa por vía respiratoria, causa irritación de piel y daño ocular.

• Se deberá ventilar adecuadamente el lugar desinfectado antes de su uso.

Puede reaccionar con sustancias inflamables y puede producir reacciones químicas peligrosas al contacto con otros productos químicos.

La Sociedad Española de Sanidad Ambiental DESACONSEJA el uso del ozono en la desinfección del aire y superficies frente al Coronavirus.

Sin embargo se está vendiendo como el nuevo producto inocuo y no lo es.

LIMPIEZA ALTERNATIVA

OJO CADA PERSONA TIENE QUE VER SU TOLERANCIA A ESTOS PRODUCTOS, LOS QUE VALE PARA UNO PUEDE QUE A OTROS NO LES SIRVA, USALO CON CUIDADO.

LIMPIEZA DIARIA

Con agua con jabón natural o con vinagre, que tiene propiedades desinfectantes.

Si se requiere una mayor desinfección puedes añadir ½ taza de bórax en 3 litros de agua caliente. 

En una botella de spray mezcla:

En ½ litro de agua caliente: 4 cucharaditas de vinagre y 2 de bórax.

Puedes añadirle una pizca de jabón natural.

AGUA OXIGENADA

Se puede diluir una mezcla de 1 parte de agua oxigenada con 5 partes de agua.

Esta solución funciona de manera similar a los blanqueadores de cloro, reaccionando y destruyendo las proteínas virales y el material genético.

Se debe dejar actuar al menos 5 minutos para que sea efectivo.

Un estudio reciente demuestra que la solución de peróxido al 0,5% es efectiva contra los coronavirus en las superficies.

No debe mezclarse con otros limpiadores, sobre todo los que contienen vinagre porque la combinación de ambos produce ácido peracético que es corrosivo.

Limpiador general:

Mitad de agua y mitad de vinagre, con un poco de jabón natural y bicarbonato sódico.

Limpiador multiusos:

Mezclar en ¼ de agua caliente en una botella de spray, una cucharadita de jabón, añadiendo un poco de vinagre o limón (como antigrasa).

Abrillantar muebles:

1 cucharadita con aceite de oliva mezclada con el zumo de un limón, 1 cucharadita de whiskey  y 1 cucharadita de agua.

Mezclar vinagre con aceite de oliva (en una proporción de 1 a 3 respectivamente).

O limón con aceite de oliva (en proporción de 1 a 2).

Para alguna madera, como la de roble:

Mezclar dos cucharas de cera de abeja con una de azúcar, poniéndolo a hervir en 250 cc de cerveza.

Aplicar tras dejarlo enfriar y una vez seco, sacar brillo.

Limpia hornos:

Mezclar 2 cucharadas de jabón líquido, 2 cucharaditas de bórax y llenar la botella con agua caliente.

Aplicar y dejar actuar 20 minutos, para que se reblandezca la suciedad, antes de frotar con un polvo abrasivo –por ejemplo bicarbonato o bórax- en un estropajo metálico.

Limpiacristales:

El agua, sin más, es un eficaz limpiacristales.

Y si se le añade bastante vinagre más aún (por ejemplo mitad y mitad).

Añadir una cucharadita de sal en agua puede ayudar a un mejor resultado. Basta aplicarlo con un paño.

Desatascador de desagües:

Mezclar en 1/2 litro de agua hirviendo, 125 cc de bicarbonato sódico y 250 cc de vinagre y echarlo por el desagüe, añadiendo si hace al caso más agua caliente.

Las proporciones pueden variar según exija la situación.

Vigilar la temperatura según la resistencia de los materiales de las conducciones.

REPASEMOS SQM o EHS

Estas enfermedades tienen un común desencadenante que puede ser la exposición única a dosis elevadas, o reiterada a uno o varios productos tóxicos (insecticidas, gases y vapores irritantes, derivados del petróleo, edificios enfermos, productos de limpieza doméstica, pinturas, disolventes, cosméticos y otros), pero no siempre se constata este antecedente.

La exposición puede ser laboral, o también puede ser doméstica o accidental.

Puede sucederle a cualquiera, en su hogar, en el trabajo o en sus vacaciones.

Hay sustancias inocuas que dejan de serlo y se convierten en tóxicas en función de la dosis, pero es muy diferente cuando hablamos de sustancias que no son inocuas y que en sí ya son tóxicas.

Deja tus Comentarios o Preguntas

Deja una respuesta

4 × 4 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.